VERSIÓN CLÁSICA  

 

Arte Mudéjar en Salamanca

Cabecera mudéjar de Alba de Tormes. SalamancaLa Tierra de Alba de Tormes y toda la esquina noreste de Salamanca, participa de la arquitectura románica mudéjar de la gran comarca de "Tierra de Pinares" que se puede considerar como el vivero de este estilo en Castilla y León.

Ventanal mudéjar. Alba de Tormes: iglesia de San JuanEn efecto, las iglesias salmantinas de esta zona son extensión de las que se acumulan en el sureste de Zamora (Toro como centro ), de Valladolid (con Olmedo como principal referencia), oeste de Segovia (Con las "capitales" en Cuéllar y Coca), y norte de Ávila (con Arévalo y Madrigal de las Altas Torres como principales focos).

Excepcionalmente, al sur de la provincia, en Béjar, encontramos un importante ejemplar de mudéjar de influencia románica. Nos referimos a la iglesia de Santa María la Mayor.

Como se puede comprobar, en la mayor parte del espacio citado de la provincia de Salamanca, la orografía es llana, con suelos mayoritariamente sedimentarios, escasas afloraciones rocosas y cuando las hay se trata de berrocales (piedra granítica difícil de trabajar). Ésta es una de las fundamentales causas que originaron este tipo de arquitectura de ladrillo en esta zona de Castilla y León.

Típica iglesia del románico mudéjar de SalamancaLa datación de estas iglesias, dado su carácter eminetemente popular, edificadas para pequeñas aldeas es siempre problemática. Algunos autores hablan de finales del siglo XII. A nosotros nos parece que tales fechas son demasiado tempranas para la arquitectura de ladrillo. Más bien deberíamos hablar de fechas pertenecientes al siglo XIII.

Como comprobaremos, la mayoría de los templos son pequeños, de una sola nave y un solo ábside. Lo mejor coservado suele ser, precisamente, la cabecera, construida con ladrillos y estructurados por tres pisos de arquerías murales dobladas. Sobre este esquema esencial y común prácticamente a todas, puede haber ligeras variantes.

Algunas iglesias mudéjares de la provincia de Salamanca

Alba de Tormes

San Juan de Alba de Tormes

Cabecera mudéjar de la iglesia de San Juan de Alba de TormesLa villa de Alba de Tormes se puede considerar la capital del arte románico mudéjar de Salamanca.

Cabecera mudéjar de San Juan de Alba de Tormes. SalamancaAunque actualmente sólo conserva dos monumentos del estilo, no hace demasiado tiempo existieron muchos más.

De hecho, todavía quedan testimonios gráficos de otros varios templos parroquiales que desaparecieron no hace mucho como consecuencia de la escasa valoración que hasta hace dos décadas se tenía de nuestro patrimonio y en concreto del arte mudéjar.

Interior del ábside meridional de San Juan de Alba de TormesDe San Juan quedan los tres ábsides de la cabecera. Lo más interesante es la convivencia del ladrillo mudéjar con partes de piedra románica, en concreto, capiteles, canecillos y esquinas de refuerzo. Los citados capiteles son de buena calidad y representan animales de diferente condición. El más conocido es el que representa a dos demonios con cabeza común del que salen dos tallos de sus bocas.

Capitel románicoEn el interior no debemos dejar de admirar su famoso Apostolario románico de piedra, donde aparecen Cristo y los apóstoles sentados en tallas de más de 1 metro de altura.

Santiago de Alba de Tormes

La iglesia de Santiago de Alba de Tormes es un buen ejemplo de la clásica construcción mudéjar de Tierra de Pinares tan frecuente en esta zona de Castilla.

Santiago de Alba de TormesContaba con una nave unida a una cabecera formada por presbiterio y ábside semicircular, articulado por bandas de arcos ciegos de ladrillo. La cabecera es lo único que se conserva original.
Iglesia de Santiago: arcos trilobuladosLa nota curiosa la pone el friso superior de los muros presbiteriales, donde los típicos arquillos de medio punto dejan paso a arcos trilobulados que le confieren un sabor aún más musulmán.

Tierra de Alba

En la comarca de Alba de Tormes, especialmente al este de esta localidad, abundan otras construcciones del estilo románico mudéjar. Citamos como las más importantes las iglesias parroquiales de Coca de Alba, Turra de Alba, Gajates, Galleguillos, Nava de Sotrobal, Pedrosilla de Alba, etc.

Hay que citar aquí que, afortunadamenete, numerosas iglesias mudéjares de esta zona han sido restauradas recientemente.

Nava de Sotrobal

Ábside de la iglesia de Nava de Sotrobal, SalamancaLa humilde apariencia de la iglesia parroquial de San Miguel Arcángel de Nava de Sotrobal no es sino el resultado de las numerosas reformas y ampliaciones de las que fue objeto durante diferentes momentos.

De su primitiva fábrica conserva tan sólo el hemiciclo absidal, concebido originalmente a base de tres registros de arcos doblados y revocados de los que el primero de ellos, prácticamente a ras de suelo, quedó oculto al ser revestido con sillares seguramente para solventar un inoportuno problema de humedades.

Iglesia de San Miguel Arcángel de Nava de SotrobalLas arquerías del muro meridional del presbiterio todavía se adivinan a pesar de estar casi completamente ocultas por una dependencia moderna.

Gajates

Aunque parece de factura similar a las ya reseñadas hasta el momento, la iglesia parroquial de El Salvador de Gajates presenta una de las cabeceras más perfectas del mudéjar salmantino, especialmente conservado gracias a una acertada restauración.

Al igual que veremos a continuación en Pedrosillo de Alba, el ábside cuenta, además de las habituales arquerías, unas anchas pilastras a modo de contrafuertes.
Si nos fijamos bien, una de las características de esta cabecera es que en la separación de los arcos de la segunda arquería del presbiterio se imitaron columnas cilíndricas con ladrillos.

Además de la cabecera, parte de la nave es la original como puede comprobarse en las pilastras de ladrillo del muro norte.

Pedrosillo de Alba
Iglesia de Pedrosillo de AlbaLa iglesia de San Pedro de Pedrosillo fue, como tantas otras, objeto de numerosas reformas en época moderna, conservándose tan sólo de época medieval su cabecera -en un planteamiento inicial que resulta semejante a la de Gajates- con tramo presbiterial, rematado en un ábside estructurado en siete paños separados por pilastras que confieren al conjunto una apariencia poligonal. Se articula el conjunto al exterior en dos cuerpos de arcos; de medio punto doblados el primero, y ligeramente apuntados el segundo, repitiéndose la misma estructura decorativa al interior.

Pedrosillo de Alba: ábside mudéjarParece que este ábside no llegó a finalizarse completamente pues no cuenta con la tercera arquería mural superior que es habitual y se aprecia un tipo distinto de aparejo de ladrillo en la zona alta, lo que probaría una conclusión apresurada en una etapa posterior.

Coca de Alba
Coca de Alba. SalamancaCulminando una nave de factura muy reciente, la cabecera de la iglesia parroquial de Coca de Alba es el único vestigio llegado a nuestros días de su primitiva obra románica.

Como la mayoría de edificios de la comarca, consta de tres niveles decorativos; uno inferior a base de arcos de roscas dobladas, uno intermedio de esbeltos arcos peraltados embebidos en paneles rectangulares, y un remate superior a base de formas cuadrangulares en rebaje. Conserva también su tramo recto presbiterial articulado a base de dos cuerpos de arcos ciegos.

Al interior, el ábside queda cubierto mediante una bóveda de cañón, resultando llamativa tanto la galería de arquillos ciegos que articula el perímetro mural en su registro inferior; como el friso de ladrillos en esquinilla que delimita el cuerpo de ventanas.

Turra de Alba
Iglesia de Turra de Alba, SalamancaBajo una potente espadaña de perfil escalonado y dos huecos de campanas -de factura posterior al siglo XIII en que se iniciaría la obra- el ábside de la pequeña iglesia de San Juan de Turra de Alba presenta tres cuerpos de arquillos doblados de los cuales, llaman la atención dos aspectos:

  • Ábside de la iglesia de Turra de AlbaLos arcos dispuestos en el cuerpo superior al acusar un ligero apuntamiento y quedar enmarcados por paneles rectangulares.
  • La arquería inferior está descentrada respecto del eje de las dos superiores.
  • Al interior, el presbiterio queda dividido en tramos mediante arcos apuntados, iluminándose a través de tres vanos dispuestos entre dos bandas de ladrillos en esquinilla.
    Puerta del muro meridionalEn el muro sur y bajo tejaroz, abre una tosca portada de dos arquivoltas apuntadas y un nuevo friso de esquinillas, pudiendo ser fruto de una segunda campaña constructiva que afectaría a la nave.

Peñarandilla
La iglesia de la Asunción de Peñarandilla es uno de los edificios más sobresalientes de la Comarca de Alba de Tormes ya que, además del consabido ábside, conserva buena parte de la articulación mural original románico mudéjar.

Cabecera de la iglesia de PeñarandillaEn la cabecera se disponen tres bandas de arcos ciegos, presentando la inferior, bastante oculta por revocos posteriores, leves signos de apuntamiento en sus roscas. Mucho más interesantes resultan los paramentos exteriores del muro sur al dibujarse, a cada lado de su sencilla portada principal, tres arcos ligeramente apuntados que alcanzaban la altura del alero original, eliminado al ser sobreelevada la nave. Sobre el vano de ingreso, resaltado mediante un friso de ladrillos en esquinilla, aparecen otros tres pequeños arquillos también de perfil apuntado.
Muro sur de la iglesia de  la Asunción de Peñarandilla, antes de su restauraciónGalleguillos de Alba
La iglesia parroquial de Galleguillos de Alba, originalmente de tres naves reducidas a dos tras un replanteamiento posterior, presenta la particularidad de que no es el ábside el único testigo conservado de su pasado medieval ya que éste, quedó prácticamente destruido, habiéndose podido rescatar tan sólo parte de su cuerpo inferior en la cual, se adivina la prototípica estructuración a base de filas de arcos.
Iglesia de Galleguillos de AlbaLo más interesante del conjunto es, sin duda, la articulación del muro sur en el que, flanqueando una sencilla portada cobijada por una estructura exterior apuntada, fueron desplegados pares de arcos doblados; destacando los más próximos a la cabecera al quedar enmarcados por frisos de esquinillas que sobre los cuales, se dibujan otros arquillos menores.

Tierra de Peñaranda y Las Villas

Galleguillos de AlbaEn las comarcas de Peñaranda y Las Villas, en el noreste de la provincia de Salamanca y al norte de las Tierras de Alba, también hallaremos buenos ejemplos del ROmánico Mudéjar o Románico de ladrillo. Citamos como las más importantes las iglesias parroquiales de Rágama, Cantaracillo, Paradinas de San Juan, etc.

Cantaracillo

Cabecera de la iglesia parroquial de CantaracilloMuy cerca de la frontera provincial entre Ávila y Salamanca, la pequeña población carretereña de Cantaracillo se presenta dominada por la imponente silueta barroca de la torre de su iglesia parroquial, la cual, se erigió sobre la primitiva estructura presbiterial románica mudéjar, siendo aún reconocible, prácticamente embutida, su cabecera poligonal, la cual se eleva en tres cuerpos enriquecidos mediante arquillos dobles y triples y una banda superior de formas cuadrangulares en rebaje.

Ermita de la Vera CruzA las afueras del caserío y entre campos de labor, subsisten en precario los restos de la ermita de la Vera Cruz, cuya cabecera, de factura similar a la de la parroquial y precedida de un tramo recto, se articula esta vez a base de dos cuerpos de arcos ciegos, esquema que se repite en los paramentos interiores.

Rágama

Vista de la Iglesia parroquial de Rágama desde la cabeceraLa Iglesia parroquial de El Salvador de Rágama conserva de la primitiva fábrica medieval su cabecera semicircular y parte del hastial occidental. El ábside, sobreelevado durante la ampliación que afectó al conjunto del templo durante el siglo XVI, presenta tres registros de arcos ciegos: de rosca triple los inferiores, y doblados los superiores, quedando enmarcados éstos en espacios rectangulares coronados a su vez mediante una cornisa de ladrillos en esquinilla.

En el muro de los pies son visibles los restos de su primitivo paramento, el cual, se estructuraba a base de arcadas ligeramente apuntadas sobre pilastras que, a su vez, cobijaban grupos de cinco arquillos de desiguales dimensiones adaptados a la luz de la rosca principal.

Paradinas de San Juan

Muro sur de la Iglesia de Paradinas de San JuanLa iglesia de San Pedro de Paradinas de San Juan, de cuyo anodino y excesivamente reformado aspecto exterior sólo resulta llamativa su portada, sorprende al interior al conservarse prácticamente intacto su cuerpo de naves original, las cuales, quedan separadas mediante arcos doblados de medio punto sobre soportes coronados por interesantes capiteles pétreos que llaman la atención y rompen la monotonía del ladrillo predominante.

Dichos capiteles presentan en sus caras fórmulas vegetales y distintos seres fantásticos como sirenas de doble cola y dragones. El recurso de integrar capiteles figurados de material pétreo en un contexto constructivo de ladrillo, se repite como hemos visto anteriormente, en la iglesia de San Juan de Alba de Tormes.

Béjar

Santa María la Mayor

Béjar. Santa María la MayorLa iglesia de Santa María la Mayor de Béjar se localiza casi en el extremo noroeste del casco antiguo.

De estilo mudéjar nos ha llegado el ábside. Se trata de una obra del siglo XIII de influencia románica.

Sobre una colosal base de mampostería se levanta el tambor a consruido con ladrillo y formado por tres pisos superpuestos. El inferior lleva arcos de medio punto doblados, mientras que los dos superiores está formados por arcos también semicirculares pero sencillos. La particularidad del piso central son las grandes impostas que crean la ilusión óptica de que se trata de arcos de herradura.

 

 


Próximos Seminarios y
Viajes de Arteguias