PÁGINA DE INICIO 

 

Sahagún y el origen del románico mudéjar de Castilla y León

Enlaces Relacionados






San Lorenzo de Sahagún, LeónSahagún es una histórica población de la provincia de León e indiscutiblemente, una de las más destacadas escalas del Camino de Santiago.

Aquí existió uno de los más poderosos cenobios de la España cristiana medieval: el Real Monasterio de San Benito.

Parece que su origen es altomedieval y guardó las reliquias de los mártires Facundo y Primitivo. Fue destruido en más de una ocasión y refundado en el año 880 (en tiempos del rey asturiano Alfonso el Magno).

Durante los siglos fue ganando poder hasta llegar a dominar sobre más de noventa monasterios e iglesias, en época de Alfonso VI. De la construcción románica y gótica de este monasterio no quedan sino restos mínimos.

Muro mudéjar de la Capilla de San MancioTambién es Sahagún un lugar interesante porque se le considera uno de los focos primitivos (incluso, probablemente el inicial) de ese nuevo arte mestizo exclusivamente hispano que llamamos mudéjar, románico-mudéjar o primer mudéjar castellanoleonés. El muro norte de la Capilla de San Mancio y las iglesias de San Tirso y San Lorenzo son buena prueba de ello.

San Tirso

La iglesia de San Tirso de Sahagún es muy importante pues se considera que fue una de las primeras iglesias románicas españolas en que se reemplaza la piedra y la escultura monumental por el ladrillo para llegar a ser lo que se ha venido en denominar Románico-Mudéjar.

San Tirso. SahagúnParece que se inició su edificación en las primeras décadas del siglo XII en románico pétreo. De hecho, el ábside central arrancó en sillería con columnas, pero cuando sólo se habían levantado unas pocas hiladas hubo un cambio de planteamiento y se continuó con ladrillo, de modo que las columnas de piedra se continuaron como pilastras de ladrillo y el muro se decoró con dos arquerías superpuestas de medio punto.

Los dos ábsides laterales se edificaron completamente con ladrillo y su decoración se invierte con respecto al ensayado en el central.

La torre que cabalga sobre el tramo presbiterial del ábside principal es portentosa desde el punto de vista arquitectónico. Es de planta rectangular y sobre su primer cuerpo troncopiramidal se alzan otros tres más con arquerías, teniendo los dos inferiores, columnas pétreas como apoyos.

Mutación de románico a mudéjar en la iglesia de San Tirso. SahagúnEn el interior llama la atención que el trazado de los arcos triunfales es de herradura.

San Lorenzo

La iglesia de San Lorenzo de Sahagún es otro magnífico ejemplar del románico mudéjar, aunque ya en su fase "clásica" que se extiende por toda la Tierra de Pinares castellana. Data de comienzos del siglo XIII, como tantas construcciones de este estilo.

De grandes dimensiones, su estructura es similar a San Tirso pero su material de construcción es plenamente de ladrillo.

La cabecera tiene tres ábsides con bellas arquerías de herradura y alfiz, con frisos de ladrillos en esquinilla.

La enorme torre troncopiramidal presenta cuatro cuerpos. El inferior tiene arcos ciegos, los dos superiores presentan cuatro vanos con arcos doblados, y el último cinco vanos rodeados de arco sencillo.

San Lorenzo de SahagúnSin duda este campanario inspiró otras construidas en León y otras provincias castellano leonesas como la de la iglesia segoviana de San Lorenzo.

Monasterio de San Benito

Como indicamos al principio, este monasterio fue especialmente protegido por Alfonso VI que lo eligió como panteón. Fue uno de los impulsores de la liturgia romana en contraposición del rito hispánico visigodo y se convirtió en uno de los más poderosos del noroeste de España durante los siglos plenomedievales y ejerció su autoridad sobre inmensos territorios.

El Monasterio de San Benito, ocupado por monjes cluniacienses, aunque nunca dependió jurisdiccionalmente de Cluny, ejerció su poder como un verdadero señor feudal a la francesa, lo que provocó numerosas revueltas en la ciudad.

A partir del siglo XV comienza su declive y actualmente han llegado muy pocos restos del que debió ser uno de los grandes monumentos medievales españoles. En origen se trataría de un edificio del románico pleno sustituido por otro gótico del siglo XIII.

Interior de la Capilla de San MancioSí se ha conservado aceptablemente la capilla de San Mancio que es un edificio del siglo XII de una nave, adyacente a la iglesia abacial propiamente dicha. El material es ladrillo y piedra de cantería y se conservan bien el muro mudéjar del lado norte y capiteles vegetales de los soportes, además de un ventanal en el testero.

También hay que citar El Arco de San Benito, puerta sur de la iglesia pero casi completamente modificada en el siglo XVII, y que hoy es atravesada por una carretera.

La cara norte de este arco conserva restos medievales, como arcos, óculos y columnas.

También sobrevive la torre del reloj, que era una de las dos torres que flanqueaban la entrada al monasterio.

En el Museo Arqueológico Nacional de Madrid se conserva la magnífica Lauda Sepulcral de Alfonso Ansúrez, procedente de este monasterio de San Benito.

La Peregrina

Ábside de la iglesia de La Peregrina de SahagúnEl famoso Santuario de la Virgen Peregrina es otro de los monumento capitales de Sahagún, aunque en sentido estricto se escapa del estilo románico.

Se encuentra al sur de la villa, sobre un cerro de mediana altura Es la iglesia de un convento franciscano fundado en 1256 y que sirvió como hospital de peregrinos, sirviendo a los viajeros que atravesaban el Camino Francés en busca de Santiago de Compostela.

El edificio es amplio y austero, construido con ladrillos con una nave de seis tramos separados por arcos diafragma que soportan una techumbre de madera. La cabecera está abovedada con bóveda de crucería de ladrillo.

La Peregrina: muro norteAl ser bastante más moderno que los edificios antes descritos, se aprecian ya formas góticas como el ábside poligonal al exterior, aunque al interior tiende a ser semicircular. La decoración es variada pero predominan las arquería murales de arcos de herradura redondos y túmidos con frisos de esquinillas. También hay polilobulados. Los ventanales son bíforos, de medio punto, con un arco envolvente apuntado.

Otros templos mudéjares medievales de Sahagún

En la capital del mudéjar leonés, la nómina de edificios medievales del estilo se amplía con el Santuario de la Peregrina y la Ermita de la Virgen del Puente.

El Santurio de la Peregrina fue una fundación franciscana del siglo XIII avanzado que fue hospital de peregrinos. Se ubica en lo alto de una colina cercana al núcleo de la población. Destaca su potente ábside poligonal donde lo mudéjar se inspira más en el gótico que el románico.

Mucho más humilde, pero situado en un bonito paraje, es la Ermita de la Virgen del Puente. Se llama así porque está junto a un pequeño puente medieval que salvaba el río Valderaduey (ahora seco y reconducido).

Ermita de la Virgen del Puente. Modesto ejemplo del mudéjar en SahagúnSe conserva de época medieval la cabecera, que también es poligonal, con contrafuertes, aspilleras y frisos de esquinilla

A 5,1 km de Sahagún, se debe visitar el famoso Monasterio de San Pedro de las Dueñas, otro notable edificio que se comenzó en románico puro de piedra (como atestigua buena parte de su cabecera) y se finalizó en ladrillo.

Además de la arquitectura "mixta" de este cenobio femenino, lo más destacado es su colección de capiteles interiores de extraordinaria calidad.

Sin embargo, el más famoso de todos no es el de mayor virtuosismo escultórico, pero agrada por por su entrañable estampa. Nos referimos al de las siete monjas.

Más información del Monasterio de San Pedro de las Dueñas


Libros, Seminarios y
Viajes de Arteguias